Disparate núm. 9: un postre difícil de digerir

¡Hola!

Esta semana os traigo otro disparate. Este está dedicado con mucho amor a mi amigo Sergio, que cumplió años recientemente. ¡Felicidades de nuevo! :3

La razón de la dedicatoria reside en el hecho de que descubrimos esta preciosidad hace unos años durante su fiesta de cumpleaños. Como es costumbre nuestra, nos hicimos con una de las gigantescas palmeras de chocolate dedicadas que venden en una pastelería de la zona. Me reservo el nombre, no quiero reducir su clientela…

Cuando un familiar de Sergio trajo la palmera a la fiesta y la emplató, este delicioso postre resultó ser más bien amargo:

Sí, señores, lo estáis viendo bien…

Juraría que incluso mis alumnos de español de nivel básico conocen las reglas ortografías de la j y la g. Solo un pequeño recordatorio, extraído de la Fundéu: las terminaciones -gia, -gio, -gión, -gional, -gionario, -gioso y -gírico: magia, regio, religión, regional, legionario, prodigioso, panegírico, etc. Por tanto, Sergio se escribe con g ;).

¡Hasta otra!

*****

Anuncios

2 pensamientos en “Disparate núm. 9: un postre difícil de digerir

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s